Palacio de sal, un hotel de sal en Bolivia


Cuando creemos que los empresarios hoteleros ya han no pueden traernos hoteles más insólitos casualmente nos topamos con un nuevo y sorprendente establecimiento que supera los límites de nuestra imaginación.

En esta ocasión se trata del Palacio de Sal, un hotel que ya te habíamos mencionado entre los más originales del mundo y en cuyas características nos gustaría profundizar en el artículo de hoy.

¿Eres muy salao? Entonces echa un vistazo a lo que te contamos y no dudarás en elegir Bolivia como tu próximo destino de vacaciones.

A juzgar por una sola imagen podríamos pensar que se trata de un establecimiento costero rodeado por fina arena blanca, pero no es así: este hotel ha sido construido con la sal como material de base para la construcción (de la mayor parte de la estructura y el mobiliario) y se encuentra rodeado por un entorno repleto de la misma.


El Palacio de Sal se encuentra en la localidad de Uyani y ofrece, además de una auténtica experiencia, una estancia tan tranquila y relajante como la que disfrutarías en cualquier otro establecimiento: cuenta con un total de 16 habitaciones de tipo iglú con baño privado y encantadora decoración, con un completísimo comedor que ofrece deliciosos platos y también con lobby, bar y sala de juegos (billar, ajedrez, etc.).

Entre otros premios, el hotel ha sido reconocido como uno de los hoteles más insólitos del mundo por la revista News Week en su edición japonesa (may 98), entre los mejores del top 10 de viajes y aventura de Travel & Leisure y entre los 6 más insólitos por la revista NOX.

El precio del alojamiento en este original hotel puede comenzar a partir de los 100$.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *